BLOG

¿Qué es una Resonancia Magnética?

En los estudios diagnóstico por imagen hay distintas técnicas que permiten obtener imágenes de gran valor y apoyo diagnóstico para su médico tratante; Cada técnica tiene sus indicaciones y características que la hacen más idónea para el estudio de una u otra patología.

 

La Resonancia Magnética es una de las técnicas que más ha evolucionado en cuanto a los estudios de diagnóstico por imagen, permite obtener o visualizar imágenes con mayor detalle anatómico, gracias a su capacidad para diferenciar pequeñas estructuras, como tejidos blandos, nervios y vasos sanguíneos, con la ventaja que no utiliza radiación ionizante para la adquisición de las imágenes, haciendo este estudio ideal para prácticamente cualquier persona, desde niños hasta adultos mayores, además el paciente puede entrar acompañado al estudio.

 

El proceso de obtención de imágenes tienen una duración aproximada de 30 a 90 minutos, el tiempo depende del tipo de estudio y de la colaboración del paciente, durante este tiempo es normal escuchar ruidos, que indica que el equipo se encuentra en funcionamiento, es de vital importancia que el paciente esté se mantenga quieto para obtener imágenes de alta calidad.

 

En RMA Medical Care contamos con un equipo de resonancia magnética ABIERTA, diseñado para todos aquellos pacientes que necesitan obtenter imágenes de alta calidad, durante una experiencia de comodidad; La Resonancia Magnética Abierta, es un equipo especialmente diseñado para evitar la claustrofobia, su diseño exclusivo y totalmente abierto (en forma de C) permite acceder fácilmente a la zona de exploración, eliminando la ansiedad y manteniendo permanentemente libre el campo visual; La Resonancia Magnética Abierta ha supuesto un gran avance para el estudio de paciente con ansiedad o claustrofobia.

 

RMA Medical Care sabemos que su salud y comodidad  es lo más importante. 

Psicología del dolor

Todos los pensamientos que la persona asocia al dolor deben ser abordados, así como los estados de ánimo. Una persona que sufra de dolor puede experimentar también ansiedad, frustración y en algunos casos depresión.  Las personas que perciben dolor enfrentan a la vez una especie de duelo, porque se enfrentan constantemente a la pérdida de sus habilidades físicas, pérdida de contacto social, algunas personas llegan a depender de un cuidador y perciben esto como falta de independencia. 

Muchas veces las personas que sufren dolor suelen percibir que los demás no los comprenden y esto genera un aislamiento voluntario, dejando como resultado problemas familiares, de pareja o con amigos. Esto hace que su dolor no solo sea físico sino también emocional. 

El dolor es físico pero el sufrimiento es emocional y ambos deben ser abordados por profesionales de la salud. Las personas que perciben dolor pueden desarrollar cuadros depresivos que se manifiestan en el humor, episodios de llanto, baja autoestima, inclusive pueden desarrollar ideaciones suicidas. 

Por ende, es necesario que se de una intervención psicológica en la cual la persona pueda llevar su proceso para elaborar estos microduelos. Además, desarrollar herramientas de afrontamiento y realizar ejercicios de relajación. 

Logo Natalia Sanchez.png

Nutrición y espalda

El dolor de espalda es una afectación frecuente en personas con sobrepeso y obesidad. 

Es importante recordar que, a mayor peso, la estructura músculo-esquelética se ve sobrecargada y puede provocar que su funcionamiento se pueda ver afectado.  La obesidad troncal ejerce una tensión biomecánica sobre la columna dorsal inferior y la columna lumbar y por tal razón podría generar el dolor en la espalda baja.  

Para prevenir el dolor de espalda entre otras cosas es importante mantener un peso adecuado, además de mantener un estilo de vida activo, evitando el sedentarismo. 

Es importante además mantener una alimentación balanceada y saludable. Evitar el consumo de alimentos que favorecen la inflamación y por ende agravar el dolor. Algunos alimentos pro inflamatorios son: carnes rojas, grasas saturadas, alimentos altos en azúcar, comidas rápidas o frituras, alimentos procesados. 

Mantener una alimentación rica en antioxidantes, vitaminas, minerales, grasas saludables, sin duda le ayudará a mantener un peso adecuado y evitar dolores en la espalda. 

Dra. Silvia Salazar R
Nutricionista